Casi mueren ahogados

Choque de lanchas por el muelle de arcos de Progreso

GABINO TZEC VALLE

2022-08-06T07:00:00.0000000Z

2022-08-06T07:00:00.0000000Z

Compania tipografica Yucateca

https://dydigital.com.mx/article/282948158997016

YUCATÁN | SUCESOS DE POLICÍA

PROGRESO .— Motivado por la arribazón de calamar que causa la marea roja, el mecánico y pescador Juan Carlos Esquivel Basto, alias “Cholas”, salió a pescar ayer viernes en la madrugada, tras 10 años de inactividad pesquera, y por poco pierde la vida en el mar, pues su pequeña embarcación fue embestida por una lancha sardinera de mayor tamaño. Los poco más de 100 kilos de calamar que en tres horas pescaron Esquivel Basto, Ángel Aldana Caballero y Agustín Mena se perdieron, pues por el golpe que recibió la pequeña lancha, de 15 pies de eslora, la nevera se fue al mar con todo y producto. A la pesca Esquivel Basto y sus ayudantes salieron a las 3:30 de la madrugada en la lancha “Éric II”, que el primero prestó para pescar calamar. Zarparon de la playa de la calle 54 con 21, tres esquinas al oriente del malecón de este puerto, y fueron hasta los arcos del muelle. A esa hora, “el calamar estaba como arroz”; pescadores que estaban por ahí capturaban los cardúmenes que pasaban. A las 6:30 a.m. se disponían a retornar a la playa contentos por la buena pesca de calamar, pero de pronto vieron venir veloz una lancha de 26 pies de eslora, potente motor fuera de borda y proa alzada. Nadie iba adelante para alertar al operador del timón si había alguna embarcación adelante. “Cholas” y sus compañeros no tuvieron tiempo para poner en marcha el pequeño motor y hacerse a un lado. La “Eric II” recibió la embestida por babor (lado izquierdo) y los tres tripulantes cayeron al mar, sufrieron golpes y estuvieron a punto de morir ahogados, según narró Esquivel Basto. Los tres pescadores de la “Luciana IV” reaccionaron a tiempo, retornaron y rescataron a los náufragos. Luego remolcaron la “Eric II” a la playa, a donde llegaron a las 7:30 a.m. Los lesionados solo ameritaron primeros auxilios de paramédicos municipales. “Cholas” dijo que fue un accidente marino con suerte, pues no se ahogaron, aunque perdieron la pesca del día. Él conoce a los tripulantes de la “Luciana IV”, quienes tienen su base en La Caleta y prometieron pagar los daños de la “Éric II”, según dijo.—

es-mx